Tres chicas en auxilio de los agricultores kenianos

07 Marzo 2017

Tres chicas en auxilio de los agricultores kenianos

Sencilla, eficaz y útil, la aplicación desarrollada por M-Farm permite a los granjeros kenianos conocer el precio de los productos que tienen para vender en los mercados cercanos. Pueden también asociarse para transportar conjuntamente sus cosechas o comprar abono. Y lo mejor es que la compañía la crearon tres jóvenes, que estaban todavía en la universidad, el día en que su profe les informó de que había un concurso de aplicaciones para teléfonos móviles. Se presentaron, ganaron y obtuvieron 10 000 € por desarrollar su aplicación.

LEER MÁS

Emprender también es un valor político…

28 Febrero 2017

Emprender también es un valor político…

Mestizo alto y delgado, Marlon Parker es un sudafricano de 34 años que aún tiene mucho que enseñarnos. Informático diplomado por la Universidad de Tecnología de la península del Cabo, vive en uno de esos barrios marginales donde los jóvenes se drogan y se forjan una identidad que les parece más atractiva si se afilian a pandillas. Empeñado en ayudarlos con sus conocimientos, reunió a un puñado de ellos y les mostró cómo utilizar las tecnologías digitales para contar su historia. Impresionados por el resultado, madres y padres se le acercaron para aprender a contar la suya. Luego vinieron los abuelos y abuelas, y después los hermanos y las hermanas más jóvenes.

LEER MÁS

Chocolate y diásporas creativas

23 Febrero 2017

Chocolate y diásporas creativas

Vincent Mourou y Samuel Maruta, dos franceses instalados en Ciudad Ho Chi Minh desde hace varios años, no fabrican teléfonos móviles ni desarrollan software hipereficiente. Prosperan bajo la insignia de “Creadores de chocolate” con un “gusto” —como se aplica el término en música— que provoca placer cuando se escucha (o se prueba). Disclaimer: en un afán de transparencia debo confesar de antemano —porque de confesión se trata— que, cual chocoadicto irremediable que soy, de inmediato adoré el que ellos producen y me regalaron, aparte de las tabletas que les compré.

LEER MÁS